Viajes en avión con niños pequeños

 

 
Viajar en avión puede ser una experiencia emocionante para cualquier niño pequeño, sobretodo si se trata de su primer viaje. Tristemente la emoción se disipa rápidamente, sobretodo si se trata de un vuelo largo.

La mayoría de las aerolíneas tienen programas para mantener a los pequeños ocupados durante el viaje. Cuadernos con dibujos para colorear, lápices, información didáctica sobre el avión, etc.

Es importante informar a la aerolíneas con anticipación que se está viajando con un niño, así tendrán disponibles los materiales necesarios. También muchas compañías ofrecen servicios de comidas especiales para niños.

Llevar un equipo de DVD portátil es una muy buena idea, ya que las películas que pasan durante los vuelos no están hechas para chicos. También se puede traer algunos juguetes pequeños que les permitan divertirse desde su asiento sin molestar al resto.

Frecuentemente se permite a los viajeros con niños abordar primero el avión. Es una excelente oportunidad para ubicar al niño en su puesto sin tener que caminar en una fila estrecha llena de adultos que podrían empujarle.

No se puede esperar que el pequeño se comporte ejemplarmente, ya que estará en un espacio muy reducido durante varias horas, suficiente para sacar de quicio a niños que se encuentran en una edad muy activa.

Siguiendo los consejos anteriores y con mucha paciencia padres y niños podrán disfrutar de un vuelo de la manera más tranquila posible.

 

Deja un comentario