Sus primeros patines

Llega el buen tiempo, y con él se multiplican las actividades al aire libre que podemos realizar con nuestros hijos e hijas. El patinaje es una de ellas.

El patinaje es una actividad recreativa y un deporte que ayuda a desarrollar el equilibrio y la armonía corporal, a través de movimientos y ejercicios. Una buena técnica puede ayudar a los niños y niñas a que se familiaricen con el desplazamiento sobre los patines y desarrollen variados movimientos sobre ruedas.

Existen dos tipos de patines sobre ruedas: el típico patín de cuatro ruedas dispuestas de forma paralela sobre los ejes, y el patín de línea, el último que salió al mercado. Este último puede ser de tres o cuatro ruedas, dispuestas en forma de una línea recta, sobre un mismo eje, que cruza desde la punta del patín hasta la parte trasera. Es conocido como roller blades o rollers. Ambos patines utilizan ruedas de goma.

www.flaeming-skate.de

Para que los niños y niñas se desplacen con seguridad y no pierdan la confianza, es necesario seguir algunas pautas de precaución en la práctica de este divertido deporte como
utilizar casco especial, homologado, y bien ajustado, como prevención de golpes en la cabeza, cuando se caigan.

También, utilizar rodilleras así como coderas para proteger las articulaciones, así como muñequeras para evitar fracturas o dislocación de la muñeca. Una protección en la palma de la mano puede resguardar al niño ante posibles caídas.

Deberemos evitar patinar en superficies irregulares, que tengan piedras, agujeros, palos, aceites, arena o agua.

Si los padres y madres se animan, es una buena manera de ponerse en forma en familia.

Deja un comentario