Su capacidad de comprensión

Aunque tu bebé todavía no sabe hablar tu lenguaje ni entiende todo lo que le dices, aprende muy rápido. Los estudios demuestran que los bebés comienzan a escuchar las voces de sus padres ya dentro del útero. Y nada más nacer, el bebé empieza a sintonizar con tus palabras y con la cadencia y el ritmo de tus frases para intentar entenderte. También emplea su capacidad de observación para interiorizar cosas más complicadas como el amor, la confianza, el tiempo y la relación causa y efecto que existen en su mundo físico y emocional.

El bebé comienza a aprender lo que otros dicen y hacen aun antes de nacer. Al salir del útero todavía no conoce el significado exacto de tus palabras, pero sí capta tus emociones, como la felicidad, la tristeza, el amor, la preocupación, el nerviosismo o la rabia.

A los 4 meses, ya reconoce su propio nombre y entre los 8 y 12 comprenderá cosas básicas como "no" y "no se toca". A los 24 meses ya será capaz de hablarte con frases de dos o tres palabras.

Y con 3 añitos tendrá un vocabulario de varios cientos de palabras y una comprensión bastante aproximada de las rutinas y actividades más comunes de la vida diaria, como hacer la compra, decir la hora o limpiar la casa.

Deja un comentario