Qué son los ácaros

cuarto-bebe

Sientes que tu hijo tose toda la noche y su respiración se encuentra algo obstruida. No tiene fiebre ni presenta ningún virus. Entonces, ¿Quién será el culpable?

No podemos verlos, pero entre las alfombras, ropa de cama y muñecos de peluche, se esconden unos pequeños seres conocidos como ácaros, los que son causantes de una serie de problemas respiratorios sobretodo en niños, siendo más graves en aquellos pequeños que tienen asma.

Les gusta adherirse a superficies presentes en cualquier hogar, como las alfombras, ropa de cama, animales de juguete e incluso en el pelo de los perros. La aspiradora no es capaz de eliminarles, ya que una vez que se van dejan escamas de su piel por todos lados, causando alergias y complicaciones respiratorias.

Se recomienda que las habitaciones de niños con asma estén libres de alfombras y que la ropa de su cama como también así sus juguetes sean lavados con frecuencia. Evitar los libros viejos o con polvo, prefiriendo además muebles simples sin tapizados.

No todos los niños tienen reacciones respiratorias o cutáneas a los ácaros, pero si sospechas que tu hijo pueda tenerlas, lo mejor es consultar con el pediatra, quien realizará pruebas para confirmar o desmentir la alergia.

Deja un comentario