Dermatitis infantil

Es muy frecuente que los niños a temprana edad presenten algunos síntomas de distintos tipos de dermatitis. La dermatitis es una lesión de la piel, que se manifiesta de diversas maneras según el tipo que sea.

La causa de la dermatitis atópica es desconocida. Se puede decir que, en muchos casos, existe una herencia del estado atópico.

Atopía es la predisposición individual, generalmente hereditaria, a padecer enfermedades de origen alérgico.

En los más pequeños, o lactantes suelen aparecer eczemas en las mejillas y tronco, mientras que en los más grandes aparecen por lo general en zonas como codos y rodillas La piel se reseca mucho y en algunos casos cambia a un color rosado.

Es muy importante consultar con un dermatólogo que seguramente indicará alguna crema en particular según el tipo de dermatitis que presente.

Es fundamental mantener bien hidratada toda la piel. También es de mucha ayuda incluir una gotitas de aceite corporal en el baño del niño con dermatitis, y es bueno tener en cuenta que después del baño la piel absorbe mejor las cremas. Es preferible utilizar cremas de bote antes que las leches hidratantes, aunque estas últimas son más fáciles de aplicar, resultan más efectivas las más espesas.

En caso de dermatitis atópica, muchas veces vienen acompañadas de picores, en estos casos se suele administrar algún tipo de jarabe antihistamínico para calmarlos.

Hay distintos tipos y grados de dermatitis, lo fundamental es la consulta con el médico quien indicara un tratamiento para cada caso en particular. Hay que tener mucha paciencia, en temas de piel los resultados suelen ser a largo plazo.

This entry was posted in General.

Niñeras en verano

Es cierto que el verano es una época ideal para disfrutar de los niños y compartir con ellos un tiempo que, en otras ocasiones, no tenemos.

Sin embargo, son muchos padres y madres los que tienen que trabajar en verano para que las cosas sigan marchando normalmente. Y a esos padres, cuando tienen hijos, se les plantea la duda de no saber dónde dejar a sus hijos.

En realidad, tienen dos opciones: utilizar los servicios de aulas de verano, campamentos, etc. que se celebran durante esa época; o bien contratar los servicios de una niñera, quizás la misma que cuida de sus hijos durante el invierno.

Las niñeras durante el verano puede ser una forma económica de tener a sus hijos cuidados. Además, la mayoría de ellas van a sus casas por lo que no hay que adaptar al niño a ningún ambiente (aunque quizás sí a la persona nueva con quien va a compartir unas horas). Estas niñeras suelen realizar el mismo horario que nosotros lo tengamos acostumbrado, es decir, no son los niños los que se habitúan a una forma sino la niñera la que lo hace.

De esta manera, muchos padres se quedan más tranquilos sabiendo que está en casa. Pero también existe intranquilidad al pensar que puede ocurrirle algo para lo cual es necesario conocer algo más acerca de la persona con quien dejamos a nuestro hijo o hija, una trayectoria laboral, recomendaciones de otros amigos o familiares, etc.

Mascotas sí, pero con higiene

Tener un animal de compañía en casa puede ser algo muy educativo para los niños y niñas. Aunque pueden generar muchas molestias, las mascotas potencian su lado cuidadoso. Pasan a ser mas cariñosos con los animales, plantas y personas favoreciendo su sensibilidad. Los niños y niñas quieren tener un animal en casa porque lo ven como un juguete más, pero que se mueve y hace cosas por sí mismo.

Tenemos que enseñar a nuestros hijos e hijas a tratar a los animales con cuidado y respeto haciéndoles ver que un perro o un gato no son un juguete sino que necesitan cuidados como ellos. Por ejemplo, la higiene.

Muchos padres y madres se preocupan por los posibles riesgos para la salud de sus pequeños y pequeñas por el hecho de tener una mascota. No obstante, si se practican unas pocas y sencillas reglas de higiene, no habrá de que preocuparse.

La tiña es un estado cutáneo muy contagioso que puede contagiarse de los animales de compañía y que se ve habitualmente en niños y niñas. Si sospechara la existencia de tiña, consulte con el personal médico. 
Evite siempre que besen al animal, sobre todo cerca de la nariz y de la boca. 
Anímales a lavarse las manos después de haber jugado con la mascota, sobre todo antes de tocar o comer alimentos. 
Tanto las pulgas como los gusanos se evitan fácilmente mediante el uso regular de tratamientos preventivos. 
En el caso de que haya una infección, trátela con rapidez, y aleje al menor del animal hasta que el tratamiento haya funcionado.

violencia escolar

Las agresiones en las escuelas no están aisladas de un fuerte y violento contexto social. Las causas están íntimamente ligadas a la realidad social en la que los niños y adolescentes se encuentran hoy insertos.

 

 Las limitaciones de muchas familias para cumplir su natural tarea de contención, la influencia nefasta de los mensajes que emiten algunos medios de comunicación, la falta o incapacidad de muchos adultos para poner límites efectivos al comportamiento de los niños o jóvenes y, por encima de todo, la ausencia de valores y referentes éticos en la práctica de la vida cotidiana figuran, sin duda alguna, entre las causas de estos hechos sombríos y deplorables.

 

El pésimo ejemplo que reciben los jóvenes cuando advierten que las acciones violentas no se castigan y que la impunidad en todos los niveles es la respuesta habitual de la sociedad frente al crimen o al delito contribuyen también a explicar la reiteración de los episodios que estamos señalando.

 

La pobreza extrema, la situación de muchos hogares en los que faltan alimentos, el alcoholismo e incluso la drogadicción son casi siempre identificados como las causas principales de la violencia, pero en realidad deberían considerarse como factores que contribuyen a exacerbarla.

Pérdida de memoria durante el embarazo

¿Dónde he puesto las llaves? ¿Qué tenía que hacer hoy?

El olvido y la distracción son factores que suelen aparecer durante la gestación. La rapidez mental va a lucir por su ausencia esos meses, pero no hay que preocuparse, es totalmente normal (dentro de unos límites, claro).

Según estudios realizados en mujeres embarazadas, se estima que el cerebro de la mujer gestante se reduce en tamaño durante el último trimestre. Se cree que está asociado con cambios hormonales que reducirían el tamaño de las neuronas y alteraría su interconexión, modificando las sustancias encargadas de enviar señales bioquímicas.

untitled

Otros estudios también señalan que se altera la función cognitiva, por lo que se tiene una mayor dificultad para adquirir nuevos conocimientos o para recordar eventos pasados.

Pero una de las razones más importantes es que la cabeza de la mujer está pensando en el futuro, en la criatura que va a nacer y por la que ya nos preocupamos. No hay por qué alarmarse, todos e normaliza tras el parto.

Para mejorar la situación hay que tomarlo con calma y verlos como algo pasajero. Trata de hacer y recordar las cosas que tienen importancia y hazte con una agenda para anotar cosas pendientes, citas y demás.

Otra forma de evitar la frustración, aunque complicada para una mujer, es simplemente no tener cosas para recordar. Pospón todo para después del parto y ¡relájate!

Amamantar a tu hijo II

 

     Al utilizar la pezonera, al bebé le cuesta más succionar, pero al cabo de varios días, las grietas se curan y normalmente se puede volver a dar de mamar sin ellas, ya que una vez cicatrizadas ya no vuelven a reproducirse. Una de las mejores formas para prevenir las grietas es que después de cada toma, te aprietes un poco el pezón, y dejes unas gotas de leche secar, esto es un buen lubricante, y también impide la formación de bacterias.

     Una de las preguntas que siempre nos hacemos las madres cuando estamos dando el pecho a nuestro hijo es, ¿Que pecho me toca en esta toma?, muchas veces nos olvidamos cual fue el último pecho del que estuvo mamando, otras veces se sabe perfectamente porque notamos que un pecho esta más lleno que el otro. Uno de los trucos que yo utilizaba, era ponerme una goma del pelo, en la muñeca que correspondiera al lado del pecho con el que tenía que empezar la toma.

     Debes procurar que tu hijo te vacíe bien un pecho antes de ofrecerle el otro, así te aseguras de que esta tomando todos los nutrientes de la leche, ya que éstos se encuentran al final de cada tetada, después cámbiale al otro pecho y que tome lo que quiera. En la siguiente toda deberá empezar por este ultimo, para poder vaciártelo del todo.

     Para asegurarte que tu bebé se coge bien al pecho, observa que su boca abarque toda la areola y no solo la punta del pezón. Y además el labio inferior esté hacia fuera.