Mellizos: ¿Juntos o separados en la escuela?

Cuando nuestros hijos mellizos llegan a la edad escolar, lo más común y en el caso de que la escuela tenga más de una división por grado, es separarles en clases diferentes con la idea de estimular su individualidad.

Así se ha hecho por varias décadas, pero ahora existe una nueva corriente educacional que  afirma que los mellizos deben permanecer juntos al menos hasta los siete, años, ya que el vínculo emocional y de dependencia que les une es tal, que separarlos más que ayudarles, aumenta la ansiedad que supone uno de los cambios más importantes en la vida de un niño, como es el ingreso a la escuela.

El añadir al estrés de iniciar la escuela, la separación con la persona que lo han compartido todo desde su nacimiento, puede llevarles a presentar más problemas que chicos sin un mellizo, ya que su hermano es su principal apoyo, lo es justamente lo que necesitan en ese momento.

Esta necesidad puede irse diluyendo poco a poco a medida que se adecuan al sistema y de acuerdo a sus propios rasgos de personalidad, van haciendo amigos que muchas veces no coinciden, aprendiendo de paso que son diferentes, ya que pueden mostrar talentos en cosas distintas e intereses que también varían, lo que marcaría el momento en que los chicos pueden separarse para seguir su aventura escolar en clases diferentes, compartiendo a la tarde la hora de hacer los deberes.

Los expertos aconsejan que en el caso de parejas de hermanos donde uno domine al otro, la separación es importante, ya que el estar bajo el “mando” de su hermano le impide desarrollarse, y al encontrarse sólo podrá hacerlo, subiendo de paso su autoestima, al dejar de ser la mitad más débil.

Deja un comentario