Limpia tu botiquín

Con los resfriados y gripes del invierno, hemos acumulado medicamentos que se suman a los que ya teníamos en el botiquín. Al final, éste se llena de cajas y envases que, a menudo, no sabemos para qué sirven y que, aún peor, pueden inducirnos a errores graves. Antes de que eso ocurra, es mejor poner orden y concierto.

Lo primero que debes hacer es disponer de una bolsa para tirar lo que vas a desechar y así llevarlo todo al punto SIGRE de la farmacia donde acudes habitualmente. Luego:
1.- Comprueba la fecha de caducidad de los medicamentos y tira todos los que están caducados.
2.- Desecha todos los medicamentos con receta que ya no debes tomar.
3.- Tira sin miramientos jarabes, cápsulas, comprimidos, pomadas, lociones… que hayan cambiado de color u olor o estén deteriorados por cualquier causa y aquellos de los que, por carecer de envase, no conoces su fecha de caducidad.
4.- Si los prospectos de los medicamentos que debes conservar –medicamentos sin receta no caducados y medicamentos con receta que estás tomando– están fuera de sus cajas, mételos en ellas junto a los medicamentos a los que corresponden.
5.- Ya vacío el botiquín, límpialo con agua jabonosa, sécalo bien y guarda los medicamentos que quieres conservar.
6.- Si el botiquín está en un lugar húmedo y al alcance de los niños, busca otro lugar seco e inaccesible para ellos.

Imagen: http://www.milter.com.ar

Deja un comentario