La Pseudo alergia al chocolate

Luego de Pascua de Resurrección fueron varias las madres que acudieron con sus hijos a servicios médicos, preocupadas por la subida aparición de manchas corporales, heridas en la boca parecidas un afta, picazón, etc.

En la mayoría de los casos se trata de una reacción del cuerpo al consumo excesivo de una sustancia que causa algo conocido como pseudo alergia. En resumen, sus niños comieron demasiado chocolate por la excesiva generosidad del conejo de Pascua.

chocolate Si bien no se trata de una alergia o intolerancia peligrosa como el caso de la leche, gluten, huevo o maní, produce desagradables molestias que pueden durar varios días. Los casos suelen concentrarse en pequeños de entre tres y ocho años, sin importar que nunca hayan presentado una reacción adversa a dicho alimento.

Pero estas engañosas reacciones no sólo responden al consumo excesivo de chocolate, sino que también pueden darse con el consumo de mariscos, frutos secos, algunos tipos de carnes, etc.

Un niño que ya demostró ser proclive a una “falsa alergia alimentaría,” tiene mayores posibilidades de presentar otras de su tipo incluso en etapas posteriores de su vida, ya que poseen un sistema inmune sensible que reacciona de inmediato a la menor provocación, por más inocente que ésta sea.

Si nuestro niño padece alguno de los problemas descritos anteriormente, no debemos ponernos el sombrero de brujas malas y eliminar el chocolate de su vida, sino que cuidar que sea un consumo moderado y de productos de buena calidad, evitando aquellos llenos de colorantes y preservantes artificiales.

Si bien se trata de una condición benigna, es posible que el pediatra derive al pequeño a un médico especialista para que le realice un test de alergias como forma de prevención ante problemas que pueden ser más graves en futuras ocasiones.

Imagen: Daily Mail

Deja un comentario