La música suma a la vida

 
cuimple-de-fede.jpg25.jpg
 
Aprender música educa la sensibilidad y estimula la capacidad de resolución de problemas. La música es una experiencia de placer. De ninguna manera , los profesores en la escuela deberían convertirla en una materia odiosa por perseguir ansiosamente que los alumnos repitan un solfeo, cuando en realidad hay niños con una sensibilidad  auditiva especial para el canto o simplemente gusto y ganas de cantar o la destreza motriz para manejar bien un instrumento.
 
Cuando se enseña música se enseña algo de la vida, no sólo una técnica, un lenguaje específico, sino que se enseña a escuchar, literalmente, porque sin escucharse mutuamente   no hay música posible. Se enseña aceptar que cada persona puede generar otra melodía, o sea un discurso distinto e igualmente debe ser aceptado. Por eso reafirmamos que con la enseñanza de la música, aprendemos algo para la vida .
 
También la música contribuye al desarrollo cognitivo. Educa la sensibilidad, ayuda al desarrollo del cerebro y la creatividad. Los padres debemos ofrecer al niño esta posibilidad de exploración por el mundo de la música, primero jugando con la música haciéndole escuchar distintos ritmos musicales , después acercándole instrumentos variados y así podremos ver el lugar que ocupa la música en sus vidas.

Deja un comentario