La importancia del hierro en la dieta infantil

El hierro es un elemento esencial en la alimentación de todo niño mayor de seis meses. Una vez que la nutrición deja de ser exclusivamente a base de leche materna o formulas especiales, los pequeños deben llenar sus necesidades de nutrientes a través de alimentos sólidos o molidos.

garbanzos

El consumo de hierro durante la lactancia está asegurado por los componentes de la leche materna, pero una vez que se pasa a otro tipo de comidas, es importante preocuparse de incluir en la dieta del niño alimentos ricos en hierro.

Éste elemento se encuentra principalmente en las carnes rojas, pescados como el atún y el salmón, cereales, huevos, legumbres, tofu y algunos tipos de verdura de hojas oscuras. En el caso de los niños y adolescentes vegetarianos, se debe consultar con un nutriólogo acerca de la forma de asegurar los niveles del hierro en el niño.

La falta de hierro produce anemia, lo que se traduce en fatiga, debilidad física, comportamiento irritable, problemas de concentración en la escuela, etc. Existen suplementos que pueden ayudar a resolver las carencias, pero estos deben ser recetados directamente por el médico.

Lo mejor es ofrecer a los chicos preparaciones donde se combinen una gran cantidad de nutrientes provenientes de diferentes alimentos. Guisos con carnes y diferentes verduras, ensaladas mixtas, cereales enriquecidos y bajos en azúcar, legumbres combinadas con verduras y carne, etc.

Deja un comentario