Escuelas rurales o de frontera

 1en-aula.jpg

Hay muchas escuelas rurales, más de las que imaginamos. En todos los países hay alguna escuela alejada de los centros urbanos y con dificultades en el acceso para los alumnos al igual que para los docentes.

 

Estas escuelas están en lugares donde deben sobreponerse a diario a las dificultades a que sus propias geografías las someten y como si fuera poco también sufren el olvido de los entes gubernamentales (abocados a otras cuestiones) y la mayoría de la sociedad, que no ve como algo cercano este problema.

 Tenemos que hacer tomar conciencia a los  alumnos  que viven en contextos urbanos, sobre esta problemática, y alimentar la virtud de la generosidad, y la solidaridad para otros niños que llegar a la escuela les implica toda una odisea. Algunos llegan en bicicletas, caminando horas, otros a caballo, cruzando ríos entre las opciones que tienen según las realidades geográficas.

 Deberíamos estar atentos a las necesidades de estos niños y docentes, ya que el esfuerzo y el trabajo son valores que enriquecen su cultura, la cultura de la humanidad entera, al igual que la solidaridad entre los pueblos.

 

 

 

 

Deja un comentario