Enseñando a limpiar

Una de las cosas en las que los niños no se dan cuenta, o lo hacen sin pensar, es cuando tiran algo al suelo, un pañuelo o una piedra, y la dejan como si cualquier cosa, sin preocuparse que eso está ensuciando la clase o la calle por donde ellos pasan.

Los padres y los educadores somos conscientes de ese problema e intentamos que ellos también se den cuenta de ello, es por eso que, en ocasiones, se suelen hacer programaciones didácticas con los niños para explicarles que han de tirar la basura en los lugares destinados para ello y no pueden ir ensuciando las calles sólo porque no encuentren una papelera donde poder tirar los papeles o los objetos que tengan.
 
En casa nosotros mismos podemos ayudarles a saber qué hacer en esas ocasiones. Cuando vemos que nuestro hijo es lo suficientemente mayor como para no ir a tocar la basura podemos poder los cubos fuera y enseñarles qué cosa va en cada cubo de modo que, además de enseñarles los colores también les enseñamos a ser respetuosos con el medioambiente y, de ese modo, ayudamos a los educadores a que nuestros hijos sean conscientes de que, cuando hay un papel en el suelo, lo tiren a la basura, no lo dejen pasar.
 
Además, así mantendrán limpia su clase así como la casa (hay algunos niños que se vuelven muy fanáticos de la limpieza y cuando eres tu la que se deja un papel olvidado en alguna parte te regañan por ese hecho, una situación bastante divertida).

Deja un comentario