Cómo detectar la apendicitis

Generalmente, cuando a nuestro hijo o hija le duele la tripa no es nada grave. Sin embargo, si el dolor persiste podemos tener miedo de que sea apendicitis.

La apendicitis es la inflamación del apéndice, una pequeña porción del intestino grueso de 5 a 8 centímetros de longitud que está situado en la parte derecha del abdomen.

No se conocen la función ni el motivo por el que se infecta, pero si no se diagnostica con rapidez puede tener complicaciones graves como inflamación de las paredes del apéndice, infección del intestino e incluso un absceso de pus y perforación del apéndice infectado.

untitled

El síntoma más evidente es el dolor intenso en el abdomen. Comienza alrededor del ombligo y luego deriva por la parte superior de la ingle derecha. El dolor es constante y progresivo. Si cuando se toca la zona dolorida, el niño o la niña tose o da un salto, es otra señal de peligro.

Si el niño o la niña camina encogida y evita moverse será otro síntoma inequívoco. Si la infección avanza podrán aparecer nauseas, vómitos y pérdida de apetito.

Si detectamos alguno de estos síntomas debemos acudir con urgencia a un centro sanitario. Para un mejor diagnóstico, evitaremos poner frío o calor en la zona afectada, así como dar analgésicos al niño o la niña.

Deja un comentario