Bruxismo nocturno en los niños

 

El Bruxismo, es una condición en la que la persona tiende a apretar con fuerza excesiva los dientes, por una contracción violenta y regular de los músculos envueltos en el proceso de masticar.

El Bruxismo nocturno es inconsciente, y suele afectar a los niños a partir de los cuatro años. Es una conducta de corta duración, o que se puede corregir. Si no se hace puede traer consecuencias para la dentadura y musculatura facial.

El diagnostico lo suele realizar el pediatra y odontólogo al notar el desgaste en las piezas dentales del pequeño. También el niño puede presentar dolor en el rostro, por la tensión a la que se someten los músculos. El dentista verá si existe algún problema en la anatomía de la mandíbula o dentadura, o si sólo se trata de una conducta errónea a corregir.

Si existen problemas anatómicos en la dentadura, puede requerirse un tratamiento de ortodoncia. En caso de ser nerviosa, es bueno intentar detectar que situaciones de estrés están afectando al niño y ayudarle a relajarse antes de ir a la cama. También se puede probar utilizando una placa de goma diseñada en específico para cada boca.

Deja un comentario