Baby Einstein, en tela de juicio

Disney ofrecerá a los padres la posibilidad de reembolsarles el dinero por la compra de los vídeos de "Baby Einstein", ante las quejas de que no son educativos ni incrementan el intelecto de los bebés.

Según informa hoy The New York Times, la decisión de la empresa responde a las presiones de un grupo conocido como la Campaña para una Infancia sin Anuncios, que en el 2006 acudió ante el órgano competente para denunciar que estos vídeos no son educativos. "Baby Einstein", fundada en 1997, fue una de las primeras compañías que entraron en el mercado de los vídeos televisivos para bebés, a los que ofrecían vídeos sencillos con música, marionetas, formas, colores y unas cuantas palabras.

El éxito de la empresa fue rápido, y en 2001 fue adquirida por Disney, que añadió a la colección libros, juguetes, cartas y nuevos vídeos, bajo las marcas "Baby Mozart", "Baby Shakespeare" y "Baby Galileo". El éxito de los vídeos se extendió por los hogares estadounidenses, y de hecho se calcula que uno de cada tres bebes de seis meses a dos años ha estado expuesto a uno de estos vídeos de entretenimiento, aunque los pediatras recomiendan que los niños menores de esta edad no vean nada de televisión.

Deja un comentario