Aprendiendo para aprender

Cuando somos pequeños, todos decimos "cuando sea mayor quiero ser…" A todos y todas se nos pasa por la cabeza en algún momento ser profesora "de niños chicos" porque es algo que, sobretodo las mujeres, llevamos en el fondo, que queremos cuidar de un bebé o de un niño pequeñito, en esa edad porque así sería más pequeño que nosotros y podríamos mandar sobre él o ella como nuestros padres hacían.

Pero conforme crecemos, sólo algunos siguen ese camino, el de convertirse en profesores, ya sea de infantil, primaria, secundaria o universidad. Como a nosotros nos interesa el de infantil (por ser el más relacionado con el blog, seguiremos con ese ejemplo).

Cuadno nos decantamos por estudiar educación infantil tenemos dos opciones para hacerlo: Formación Profesional o Carrera Universitaria… ¿Qué diferencia hay entre ambas? bueno, diríamos que el nivel pero actualmente, y por lo que he podido comparar, el nivel es casi el mismo entre la FP (grado Superior) y la Carrera de Magisterio en Educación Infantil. Una diferencia clara podría estar en el hecho de que una Carrera Universitaria pesa más que una FP pero también tiene sus desventajas y es que, en el mercado laboral, prefieren contratar a un "Técnico en Educación Infantil" (FP) que un "Maestro en Educación Infantil". ¿El por qué? Es sencillo, un empresario quiere pagar el menor salario posible y la carrera de educación infantil sería un grupo 2 por lo que ganaríamos un sueldo normalillo, pero con un FP el grupo sería el 3, menos dinero, mismo trabajo, por lo que optan, casi siempre, por contratar un técnico en educación infantil, que sabe lo mismo que un maestro, y encima cobra menos.

Muchos diréis, no, la carrera tiene que ser mejor porque son 3 años (4 creo ahora con el nuevo plan). Si… Y no. El FP son 2 años si lo hacemos presencial, más las prácticas que son 250 horas (unos cuantos meses), y el trabajo final, que le corresponden otra serie de horas (es decir, en total pueden ser cerca de 3 años) y la carrera está por lo mismo…

Además, si no fueran prácticamente iguales no convalidarían las asignaturas, cosa que sí hacen de FP a Universidad (no puedo decir lo mismo de Universidad a FP (convalidan sólo 3 de las 10 que podrían convalidar)).

En definitiva, a la hora de estudiar la carrera de Educación Infantil, intentad, antes de nada, ver el mercado laboral que hay por vuestra ciudad. Intentad ver qué es lo que más demandan, dónde se trabaja más… Y después podréis decidir con mejor acierto una cosa u otra (aunque cambie el mercado laboral, siempre seguirá el tirón por aquello que habéis elegido porque ya ha pasado antes; lo contrario sería si esa carrera o fp no hubiera tenido nunca éxito).

Deja un comentario