Ahora es posible averiguar el sexo del bebé a las 6 semanas de embarazo

Una reciente técnica médica ahora permite averiguar el sexo del bebé a partir de la sexta semana del embarazo a partir de la realización de un examen de sangre a la madre. Dicha muestra es analizada para separar el ADN fetal que contiene la información genética del niño por nacer, incluyendo su sexo.

El examen no está diseñado para satisfacer la curiosidad de los padres, sino que para estar preparados en caso de enfermedades genéticas que sólo afectan a bebés de un sexo. Ese es el caso de la hemofilia que tiende a afectar a los varones, algunos tipos de distrofia muscular y otros padecimientos a los que el bebé podría ser propenso por el historial familiar. El poder hacer un análisis de ADN temprano permite a los médicos el estar preparados ante complicaciones y realizar los exámenes necesarios que aseguren el bienestar del niño y la madre durante el embarazo. Incluso en algunos casos es posible comenzar el tratamiento antes del nacimiento.

La técnica también ha sido tildada de polémica, ya que permitiría el aborto selectivo en madres o parejas que deseen un bebé de determinado sexo o que padezcan de algún tipo de limitación no vital como el Síndrome de Down.

Deja un comentario