Médicos encuentran una posible para causa para la muerte súbita en los bebés

Sin ningún aviso, miles de bebés mueren año a año mientras duermen, aunque no hayan tenido una enfermedad previa o problema de nacimiento. Por ello se le denomina “muerte súbita,” y hasta ahora sus causas permanecían como un misterio.

muerte-subita250 Recientemente un grupo de científicos norteamericanos, detectó un patrón común entre aquellos bebés que fallecían sin explicación. La gran mayoría de ellos presentaba un bajo nivel de serotonina, sustancia que en pequeños sanos les permitiría girar la cabeza en caso de apnea durante el sueño.

Los bebés que sufren de muerte súbita tienen un nivel de serotonina 26% menor que aquellos que no sufren de ningún problema. Además tienen una carencia de triptofano-hidroxilasa, enzima responsable de generar el neurotransmisor.

La nueva información abre las puertas para que los médicos tengan una forma de detectar al momento del nacimiento a los bebés que tendrían una tendencia a dejar de respirar mientras duermen, la cual es la causa de fallecimiento en bebés con muerte súbita.

Midiendo los niveles de serotonina, sería posible identificar a los bebés en riesgo, protegiéndolos con máquinas detentoras de apnea y respiradores, evitando un problema que cada año mata a miles de bebés en el mundo entero.

Imagen: PadresOk

Lactancia materna

LACTANCIA

Ya está aquí, después de una larga y dulce espera, lo tenemos en nuestros brazos. Como es lo que más nos importa del mundo, querremos cuidarlo y darle lo mejor.

La lactancia materna es lo mejor que podemos ofrecerle a nuestro bebé. Contiene todas las vitaminas, grasas y proteínas que necesita. El bebé es más sano y le estamos transfiriendo defensas, ya que nuestra leche actúa como vacuna contra enfermedades infectocontagiosas. Es mejor para su digestión y evita las diarreas.

Además de todos los beneficios de la leche materna, el lazo que se produce es único, la mamá y el bebé se entienden desde el comienzo, y le estamos transmitiendo nuestro amor incondicional.

Para evitar grietas en el pezón, es aconsejable lavarlo primero con agua y después mojarlo con la misma leche o calostro (primera leche que sale del pecho).

A veces hay bebés que les cuesta más succionar el pezón, pero no desesperes, dale seguridad y con paciencia lo lograrás. Por eso es bueno ponerlo en el pecho ni bien ha nacido, no darle biberones ni chupetes anticipadamente, que conozcan primero el pecho materno.

Ofrécele un pecho, que tome lo necesario, y luego el otro. Cada niño es distinto, no todos toman lo mismo, pero no te preocupes, entenderás a tu bebé desde el primer segundo de contacto y sabrás cuando está satisfecho.

Amamantar es una de las experiencias más gratificante que existe, compruébalo.

De ángel a adolescente

Mi sobrino Tomás, el más pequeño entre sus hermanos y consentido de todos, pasó de una semana a otra de ser un tierno e inocente pequeño a un  desconocido para sus padres y resto de la familia. Luego de cumplir los 14 Tomi llegó a la temida edad del pavo.

adolescentes

Imagen: Pediatra en Casa

Muchos padres esperan con miedo y aprensión ese momento en que el niño que nos abrazaba y quería estar con nosotros, pasa a alejarse y preferir a sus amigos antes de la familia, mostrándose avergonzados ante cualquier intervención paterna en la esfera pública.

Pero no sólo es un momento difícil para los padres, sino que también para el chico que en poco tiempo vio que su cuerpo se transformaba, aprendiendo a convivir no sólo con una nueva apariencia, sino que también con sentimientos y nuevos intereses que les tienen confundidos.

El chico se siente atrapado entre los adultos y los niños, sin poder situarse en ninguno de los dos grupos, por lo que tienden a agruparse entre ellos buscando la comprensión que muchas veces no encuentran en padres o hermanos mayores. Está la necesidad de imitar e ir probando diferentes estilos hasta encontrarse a si mismos, situándose tanto en un cuerpo nuevo, como también en una psiquis y una forma de socialización diferente.

La llegada a la adolescencia enciende la luz de alarma que todos los padres traen incluidas; nos preocupamos por drogas, alcohol, sexo, malas amistades, y todo lo imaginable. El poder conversar con los jóvenes se vuelve una tarea titánica ya que al parecer se manejan diferentes idiomas. Es importante el que se sientan cómodos de acudir a sus mayores en la búsqueda de guía o solución a sus interrogantes antes de que las satisfagan con amigos o en la Internet, obteniendo respuesta que pueden llevarles por malos caminos.

Quizá nunca logremos entender por completo al adolescente, pero es el minuto de comenzar un nuevo tipo de relación, haciéndoles saber que no importa lo que haya ocurrido estaremos siempre disponibles para ellos y que ningún tema queda fuera de una conversación honesta con nosotros.

Los padres no son los enemigos, sino que los aliados en un proceso que terminara en la adultez y en nuevo tipo de relación que se dará casi entre iguales.

Golpes en la cabeza

Ya sea por su, todavía, mala proporción cabeza-cuerpo o por su torpeza al moverse, es cierto que casi todos los niños y niñas suelen ‘aterrizar’ con la cabeza cuando se caen. En la mayoría se los casos no tiene mayor importancia y todo queda en un chichón o moratón. Pero, por si acaso, siempre debemos estar atentos y atentas por precaución.

chichon1

La reacción de nuestros hijos e hijas será el mejor indicador de la gravedad del asunto. Si rompe a llorar suele tratarse de un golpe sin importancia. Sin embargo, si se levantan mareados o su comportamiento es extraño deberemos prestar atención especial.

Además, si sangran por la cabeza, deberemos comprimir la herida con firmeza una gasa o pañuelo limpio. Si vomita, deberemos rotar hacia un lado la cabeza, cuello y cuerpo en un solo movimiento. En el caso extremo de que no respire, deberemos iniciar una respiración artificial y llamar inmediatamente a los servicios de emergencia. Un examen completo sería lo más apropiado para comprobar el alcance de la caída.

Cuando se trata de un traumatismo leve, un poco de hielo o de frío puede aliviar la zona contusionada. En cualquier caso, si durante las 24 horas siguientes al incidente observamos algo anómalo, deberemos acudir al médico.

El paso hacia la cama

No existe ninguna norma preestablecida en cuanto al momento de realizar el cambio. Hay que estar atentos a las pistas que nos dé el niño. La edad no es el único indicador para el cambio. Su grado de desarrollo y su temperamento también influyen en la decisión.

Hay que tener en cuenta, por ejemplo, si el niño es lo suficientemente grande como para estar incómodo en la cuna; si, cuando está de pie en ella, su pecho coincide con la altura de la barra horizontal superior; si tiene la agilidad necesaria para trepar por sí solo por encima de la baranda; si tiene adquiridos unos buenos hábitos de sueño y se queda dormido con facilidad al acostarse; o si le parece atractiva la idea de dormir en una cama, bien porque lo pueda expresar verbalmente o porque le guste estar sobre la cama de los demás… Entonces, está listo para dar el gran paso: ha llegado el momento de dejar la cuna.

No obstante, si en la vida del niño se están produciendo cambios importantes, como la retirada de pañales, la llegada de un hermano o la escolarización…, sería conveniente esperar algo más.

Una vez que se ha decidido dar el paso, hay que preparar al niño con antelación, haciéndole partícipe del acontecimiento. Para muchos niños, su cuna es su lugar de cobijo y no se les puede desalojar de ella sin más. Primero habría que mentalizarlos: han de ser ellos mismos los que deseen el cambio.

Ropa premamá para ir a la moda este otoño

Hace tiempo que se terminó con la idea de que una embarazada no puede ir a la moda y sentirse guapa, cómoda, elegante, sexy…

Cada vez son más las marcas que ofrecen prendas premamá que siguen las tendencias de la temporada. Además, el otoño y el inverno son dos estaciones fantásticas para lucir tripa y a la vez ir cómoda y abrigada.

Por eso, en el ropero de una futura mamá no puede faltar un largo abrigo de lana que se ate solamente en la zona del pecho. Así, el vientre queda libre y aunque vaya creciendo podremos seguir utilizando la prenda todo el inverno.

Los vestidos de talle alto (por debajo del pecho) y con gran caída son otro de los aliados perfectos. Cortos o largos combínalos con leotardos de colores y cálzate unas buenas botas. ¡Estarás irresistible!

Hoy en día existen gran variedad de pantalones especiales para embarazadas. De todos los tejidos, cortes y modelos, llevan una gran goma en su cintura para adaptarse a la barriguita. Combínalos con camisas amplias de corte hippie o con camisetas ajustadas para las que les guste marcar tripa. Las chaquetas de lana gruesa o los abrigos denominados ‘sacones’ siguen estando de moda esta temporada.

Aprovecha la luminosidad del embarazo y completa tu look con los complementos que más te gusten. Gorros de lana, bufandas kilométricas, pasminas, gorras, guantes, chales…Todo lo que puedas imaginar para ir a la última este otoño-inverno.